06Agosto2020

Está aquí: Almería Información > Actualidad > Universidad > Las medidas de la UAL ante el Covid-19 han sido "rápidas y eficaces" según los alumnos

30 Marzo 2020 Escrito por 

Las medidas de la UAL ante el Covid-19 han sido "rápidas y eficaces" según los alumnos

El Consejo de Estudiantes de la Universidad de Almería se encuentra recogiendo toda la casuística de problemática por esta situación excepcional y muestra preocupación por la ‘vuelta a la normalidad’, una vez acabe el periodo de confinamiento por el coronavirus.

“Teniendo en cuenta cómo está la situación y el cambio drástico que ha sido para todos, es el momento de trabajar más unidos y no detener el ritmo, especialmente porque el alumnado nos necesita ahora más que nunca y estamos en esto por ellos y ellas”. Así de claro lo ha dejado María del Carmen Muñoz, una de las dos vicepresidentes del CEUAL, respecto a la coincidencia en el tiempo de la conformación del Consejo y del decreto de alarma del Gobierno, algo apoyado sin fisuras por el presidente, José Ramón García: “Efectivamente, está ahora activo y más unido que nunca, y antes de nada hay que agradecer enormemente el esfuerzo y el trabajo de la Universidad de Almería por prever este escenario actual y prepararse para el teletrabajo y las clases online, así como es de agradecer, y hago mías las palabras del rector, el gran ejemplo de solidaridad y el buen hacer de la comunidad universitaria de Almería”. La posición unánime la ha completado la vicepresidenta Carina Tripiana al catalogar las medidas tomadas por la UAL como “rápidas y eficaces”.

Esta última ha añadido al respecto que “la Universidad de Almería, como institución, ha sido capaz de prevenir esta situación y ha dado ejemplo de una gestión con excelencia, basada en la igualdad de oportunidades”. Su ejemplo, las prácticas curriculares: “Han sido suspendidas absolutamente todas con ese principio de igualdad a pesar de que algunos estudiantes podían hacerlas vía telemática, y el alumnado, en su mayoría, aplaude esta decisión”. No obstante, José Ramón García ha recordado que “desde el CEUAL hemos creado una Comisión para recopilar y tramitar los problemas que surjan en las distintas facultades debido a esta situación, estamos alerta y en contacto directo con el Rectorado y con los demás Consejos de Estudiantes andaluces para sobrellevar esta situación y evitar el mínimo de perjuicios en el estudiantado”, textualmente. Además, ha querido mandar un mensaje: “Que no quepa ninguna duda a ningún estudiante de que en el Consejo de Estudiantes estamos y siempre estaremos velando por el bienestar de todos los estudiantes de la UAL”.

El presidente ha precisado el objetivo a corto plazo de “participar en la Comisión de Modificación del Reglamento de Evaluación y Aprendizaje del Alumnado y, también, trabajar en un modelo alternativo de calendario académico consensuado entre todo el estudiantado y con el que nadie salga perjudicado, en lo que se va justo de tiempo para llevárselo a la vicerrectora de Ordenación Académica”. Aún así, “en lo que más estamos trabajando ahora mismo es en solucionar los problemas que están surgiendo por las clases online debido a la situación de suspensión de docencia presencial”. Sobre ello también se ha referido Carina Tripiana: “La UAL no es la UNED, y por lo tanto, el servidor de la plataforma virtual es un problema sistemático, pero el estudiantado considera que es lógico y sabemos que no cesan en su trabajo para dar garantías, así que confiamos en la UAL en ese aspecto”. Para ella, existe el problema de que previamente no se habían tramitado quejas sobre este tipo de docencia, algo que desde ya deberá ser más operativo, y ha pedido “que los cursos permanentes que la UAL imparte para el buen uso de la plataforma sean obligatorios, porque las vías telemáticas son necesarias tanto para el estudiantado con virus como sin virus, formación permanente para garantizar la calidad”.

El nuevo CEUAL “lleva 13 días constituido y todos ellos, absolutamente todos, ha trabajado, y lo ha hecho en equipo, coordinando las delegaciones de centro y ofreciendo un canal único de comunicación con los diferentes vicerrectorados”. Así, toda la semana pasada se han recogido las problemáticas con respecto a docencia de todas las facultades “para transmitir aquellas que eran comunes y agilizar la vía de comunicación, haciéndole la vida un poco menos complicada a los vicerrectores y trabajando de la mano con nuestra universidad”. Sobre la idea de ‘equipo’, José Ramón García ha expresado su orgullo: “Las personas que componen el pleno son representantes que están en los diferentes cargos y órganos de representación, mostrando así el gran interés que tiene en el estudiantado y, sobre todo, poniendo de relieve su gran altruismo, ya que el tiempo que se le dedica a la representación se lo resta uno de su vida académica, y por eso a todos ellos quiero darles las gracias”. Al respecto del Consejo de Dirección del CEUAL, “tienen una gran experiencia, son personas de distintas titulaciones y cada una de facultades diferentes, logrando una representación plena para trabajar de modo transversal”.

Todos ya trabajan sobre cómo será la vuelta a la normalidad, lo que Carina Tripiana ha planteado de dos modos distintos: “Volver a clase a finales de abril o principios de mayo lo consideramos como una casuística catastrófica porque sería fingir una normalidad que no existirá por diferentes motivos, y por otro lado decir ‘adiós al curso y volver en septiembre, en cuyo caso, si la UAL vuelve y garantiza la igualdad de oportunidades en lo que respecta a becas y acceso a la universidad, sí se podría conseguir la normalidad que se busca, porque como institución tendrían todo el verano para trabajar y empezar con fuerza el siguiente curso académico, incluyendo septiembre, sí o sí, en el calendario académico”. Se hará uso de lo que ha supuesto el nacimiento de este nuevo Consejo de Estudiantes: “Capacidad de trabajo en equipo y profesionalidad a pesar de las posibles diferencias de carácter personal, lo que es un ejemplo necesario por no anteponer esas cuestiones personales a las profesionales, orgullosos de la capacidad de coordinación, gestión y desarrollo de diferentes tipos de liderazgo que la representación es capaz de llevar a cabo.