04Marzo2024

Está aquí: Almería Información > Actualidad > Clave Verde > El Hospital Poniente implanta un sistema de uso del agua de sus plantas de ósmosis
01 Septiembre 2023 Escrito por 

El Hospital Poniente implanta un sistema de uso del agua de sus plantas de ósmosis

El procedimiento permite un ahorro equivalente al 5% del consumo anual total del centro.

El Hospital Universitario Poniente ha puesto en marcha un sistema para el reaprovechamiento del agua de rechazo de sus dos plantas de ósmosis. Este método permite un ahorro aproximado equivalente al 5% del consumo anual de agua del centro, con el consiguiente beneficio para el medio ambiente, algo de vital importancia en la actual época de sequía prolongada.

El Hospital Universitario Poniente cuenta con dos plantas de ósmosis para la obtención de agua de gran pureza. Una se emplea en la Unidad de Hemodiálisis, que requiere agua ultrapura para las sesiones de diálisis; y la otra en el Servicio de Esterilización, que también requiere agua de gran pureza para los procesos de lavado y esterilización con vapor del instrumental quirúrgico.

Las instalaciones de ósmosis generan durante su funcionamiento ordinario ‘agua de rechazo’, que por sus especiales características, como una elevada concentración de minerales, no se considera apta para el consumo, por lo que habitualmente, se desecha y se vierte a la red de alcantarillado municipal.

El sistema de reaprovechamiento implantado por el Área de Infraestructuras del Hospital Universitario Poniente permite su almacenamiento y su posterior uso en las descargas de los inodoros y urinarios de las diferentes plantas de hospitalización del centro.

Para ello se ha instalado un sistema de almacenamiento y una conexión específica con la red de fluxores de hospitalización. La instalación cuenta con tres depósitos con una capacidad de 1.000 litros cada uno, un sistema de tratamiento con cloro (para la eliminación de posibles bacterias y microorganismos) y un sistema de impulsión del agua hasta la red de descarga de los diferentes servicios, compuesto por dos bombas y un depósito hidroneumático para mantener la presión necesaria en la red. Además, está dotada con sistemas de seguridad, como aliviaderos, sondas de alarma y sistemas de operación para facilitar las labores de mantenimiento.

Desde su puesta en marcha, este sistema de reaprovechamiento del agua de rechazo de las plantas de ósmosis permite ahorrar una media de 328 metros cúbicos cada mes, lo que supone el 5,18% del consumo de agua del hospital. Esto supondría el equivalente al agua consumida por 2.464 habitantes en sus hogares en el mismo periodo.

En el ámbito económico, esto se traduce en un ahorro medio mensual de 1.270 euros, que ha permitido amortizar el coste del sistema en poco más de un año.